Masajes Anti-retención de líquidos

Los masajes para activar la circulación sanguínea y linfática son una de las opciones más efectivas para eliminar los líquidos acumulados en tu organismo. Existen masajes manuales y mecánicos, es decir con la ayuda de un aparato de masaje o con un aparato de presoterapia.

La linfa es la encargada de devolver a la circulación sanguínea las proteínas que pudieran haber salido al espacio intersticial. Cuando la linfa no cumple su función de manera adecuada, las proteínas pueden pasar del espacio intravascular al intersticial, creando la retención de líquidos y provocando una inflamación. Si esta situación no se controla a tiempo, se generan los edemas y la celulitis y se entorpece el correcto funcionamiento del sistema linfático.

Para ayudar a tu sistema linfático a estimular la circulación adecuada de la linfa te recomendamos el masaje de drenaje linfático.

El masaje de drenaje linfático puede ser manual o con la ayuda de moderna aparatología en forma de aparato de masaje terapéutico o de aparato de presoterapia.

Dado que este tipo de masaje precisa de una técnica determinada, es bueno que acudas a un buen profesional para las primeras sesiones y puedas evaluar sus efectos en tu organismo.

En todos los casos, se deben realizar unas maniobras previas de presión con los dedos sobre las zonas donde se ubican los ganglios linfáticos (hueco clavicular, parte superior de las ingles y zona entre la axila y el pectoral), es una manera de “abrir las compuertas” de los canales de desecho para que cuando se realiza el masaje completo los líquidos fluyan a través de ellos.

– El masaje linfático se realiza a lo largo de las piernas, los brazos y el abdomen, siembre en sentido ascendente y con una presión suave.

– Los masajes manuales deben ser realizados por un profesional.

– Los masajes mecánicos puedes realizarlos con la ayuda de un aparato de masaje que sea capaz de reproducir el efecto de pinzamiento y amasamiento de las manos con suavidad y constancia.

Si quieres el drenaje linfático más cómodo y eficaz prueba la presoterapia. Te tumbas, te pones unas botas a través de las que fluye el aire a presión y te relajas.

Un drenaje linfático manual suele durar unos 55 minutos.

Una sesión de presoterapia está en torno a los 45 minutos.

Si optas por la opción de masaje con un aparato de masaje en casa, bastarán 20  minutos al día para activar la circulación linfática, si el aparato es el adecuado.

Para saber más acerca del drenaje linfático y cómo hacer un buen masaje de drenaje linfático, escríbenos a info@presoterapia.com.

Empieza el año con un buen drenaje linfático y tu organismo te lo agradecerá.

¡Feliz Año Nuevo, sin retención de líquidos!

¿Has probado ya algún tratamiento para la retención de líquidos?  Comentamos tu experiencia. 

1 Comentario en "Masajes Anti-retención de líquidos"

  1. Interesa a mi saber más sobre ese tipo de masaje, pues tengo una hija con 25 años que a un año hizo un trasplante de riñón y tiene líquidos retenido y necesita de masaje para controlar el liquido

Deja un comentario

Tu email no será publicado.


*


Más en masaje linfático
Las piernas más bonitas del mundo

Cada año se publican miles de rankings y uno de ellos es el de las mujeres con las piernas más bonitas del mundo. Lo cierto es que las piernas son uno de los atributos femeninos...

Cerrar