Presoterapia: cómo es una sesión

La aplicación de las sesiones con presoterapia se realiza a través de unas botas neumáticas que van ejerciciendo presión a intervalos e intervienen sobre los edemas crónicos, linfáticos o venosos.

Para ello, se introduce la zona a tratar en dichas botas, manguitos o faja abdominal (según si es piernas, brazos o abdomen), anatómicas, que tienen una doble pared de modo que se pueden hinchar. Con la ayuda de un compresor de la presoterapia  insuflamos aire a presión, consiguiendo un hinchamiento en sentido centrípeto.

Para terminar el tratamiento de presoterapia se desinflan a la vez todos los apliques. Se puede trabajar con diferentes programas, desde los que actúan a nivel fisiológico, es decir, de todo el cuerpo, a los que activan únicamente aquellas zonas con mayor tendencia a la retención (zona lumbosacra, trocánteres, piernas, etc).

En ocasiones la presoterapia  se complementa con un masaje manual (reflexógeno) o con otro tipo de aparatología. La duración del tratamiento con presoterapia suele rondar entre los 40 y los 60 minutos. Y por supuesto necesita de una periocidad en el tiempo según cada caso.

Autor: presoterapia

Comparte este artículo en

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en aparatología, CUERPO, edemas, masaje manual, presoterapia
Nuevo sistema en Presoterapia Active Wave (Ola Activa)

La nueva presoterapia PSX  es una exclusiva de Fit4ever, está equipada con la más moderna innovación en presoterapia: ACTIVE WAVE (Ola Activa). Esta tecnología en presoterapia consiste en optimizar el flujo de aire por medio de un control de presión que...

Cerrar